viernes, 4 de noviembre de 2016

Está pasando


Está pasando y no podemos hacer nada. Todas las grandes acciones en la vida las hacen los demás, precisamente a los que les hemos dado el poder.

Está pasando y nos quejamos, pero esa queja nunca la escuchan los que tienen dicho poder.

La democracia, su esencia es en teoría el gobierno del pueblo. Pero ¿en realidad es así?

No es cierto, la verdad es que el pueblo es el vehículo para que los nombrados por dicho pueblo hagan y deshagan a su antojo, amparándose en sus actas de diputados.

Dicen que actúan por el bien de la patria, aunque eso es pura retórica pues ¿qué es la patria?

Para determinados partidos políticos es una cosa y para otros no saben, no entienden y es en definitiva algo abstracto en donde se puede uno imaginar lo que quiera.

Teorías, pero ¿la práctica, en donde está? ¿Qué hacen unos y otros por el pueblo?

Lanzan discursos más o menos que suenen bien que calen en el futuro voto. Su voto. Pues en cuanto tengan los suficientes, harán lo que quieran ¿en nombre del pueblo?

Por eso es importante que los ciudadanos podamos votar leyes concretas, específicas que nos van a servir para nuestro bienestar, no el de ellos que ya lo tienen.

Quiero que lo que está pasando podamos tener la posibilidad de modificar.

El día a día de los municipios también se puede mejorar con las aportaciones y sugerencias de sus habitantes.

Con las leyes ahora, no podemos hacer nada.

Está pasando.

6 comentarios:

  1. Mas alto quizá, pero más claro imposible, Javier. Nos manipulan, nos engañan y nos mienten. Y no podemos hacer nada ¿o sí?

    ResponderEliminar
  2. Creo que poco podemos hacer, por desgracia, estamos atrapados por nuestros propios votos, que son suyos.

    ResponderEliminar
  3. Tal como está hoy la situación, amigo Javier, poco podemos hacer; recordaremos que todos nosotros estábamos esperanzados con la llegada de aire fresco, sí, así lo creíamos nosotros que, a raiz de los movimientos del 15M, íbamos a tener de entrada un gobierno del pueblo y para el pueblo, pecamos de ingenuos, no tuvimos en cuenta a nuestros adversarios de la derecha, infravaloramos a una derecha que no saben perder y disponen de todas las herramientas para dividir a la izquierda, con lo cual, es imposible alcanzar el poder; estuvimos muy cerca de alcanzar el poder, pero, la avaricia como solemos decir, rompe el saco; nunca sabremos si este "golpe de mano" se hubiera producido también con anterioridad, cuando se presentó Sánchez a la investidura con la abstención de PODEMOS; es posible que, los mismos poderes fácticos con la connivencia de los mismos golpistas socialistas, hubiese pasado lo mismo; estoy convencido de ello, esta gente que dicen que son socialdemócratas y autónomos que, viene a decir lo mismo que: -"nosotros no necesitamos a la izquierda para nada y somos totalmente autónomos"-

    Me sorprende y lo más curioso es: con qué facilidad maniobra la derecha con el apoyo de "compañeros" socialistas de toda la vida y, con el apoyo incondicional del que fue gran líder del Partido Socialista, ¡ no me lo podía creer! ¿ Se habrá vuelto de derechas F González?, si mal no recuerdo, hubo un cambio de línea política en el XXVIII Congreso del PSOE cuando se abandonó el "marxismo"; y con todo esto, vemos a un F González moviendo los hilos para favorecer el gobierno de la derecha que, ha provocado la mayor desilusión a muchísima gente que esperaban el cambio que se veía venir.

    Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Amigo Vicente, totalmente de acuerdo con todo lo que dices.
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  5. Personalmente la democracia representativa a mí nunca me ha disgustado del todo. A sí bien, tiene uno de los grandes problemas que comentas que tu votas a un partido por unas ideas y un programa y luego hace con tu voto lo que quiere. Y así cada cuatro años.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, Pablo. Creo que sería muy interesante que se decidieran a hacer una Nueva Ley Electoral, en donde haya listas abiertas y algunas cosas más. Precisamente porque creo que cada político, aún dentro de cada partido tiene su forma particular de aplicar políticas.
      En fin...esto es un sin fin.

      Eliminar