sábado, 1 de octubre de 2016

Tolerancia



El candidato republicano a la presidencia de EEUU Donald Trump ha propuesto cerrar las fronteras en el país y deportar a millones de inmigrantes indocumentados.

No tengo más remedio que recordar aquella foto de un niño muerto arrastrado por el mar hasta una playa turca.


El caos que se produce en Europa por multitudes desesperadas que van a la deriva y en los mejores de los casos acaban hacinados en campos de refugiados. Pues refugiados son los que huyen de sus países fundamentalmente por las guerras.

Alemania con una población de 82 millones de habitantes acogió el año pasado 1,2 millones de esos refugiados, la mayoría sirios.

¿Qué grado de tolerancia tienen estas personas en la adaptación del país de acogida? ¿Qué es lo que verdaderamente piensan estos refugiados? ¿Nos hemos preguntado qué sería de nosotros si nos ocurriera lo mismo? ¿Qué tolerancia encontraríamos en el país receptor de sus habitantes? ¿Nos adaptariamos a esa nueva cultura, idioma y vida diferente a la nuestra?

Demasiadas preguntas. Deberíamos hacer un ejercicio que pienso sería muy fructífero, si de repente tenemos que huir de nuestra ciudad con lo puesto y seguramente con un idioma que no podemos entender. 

¿Qué es lo que pensaríamos si tuviéramos que emigrar a cualquier país de los que proceden estos refugiados? Personalmente pienso que me gustaría encontrar personas que supieran tolerar esa emigración forzosa. Nadie quiere salir de su entorno, su cultura, sus costumbres.

Pensemos, (aunque sea como una ráfaga de viento) por un momento qué encontraríamos en las personas que nos acogieran.

Tolerancia.*


 Respeto a las ideascreencias o prácticas de los demás cuando son diferentes o contrarias a las propias.

3 comentarios:

  1. Tolerancia, en efecto amigo Javier, la tolerancia es indispensable para con estos casos de emigraciones forzadas por las malditas guerras; tienes toda la razón cuando nos pones en el lugar de los refugiados, ese es el método más fácil para aprender (ponernos en su lugar) y así, poder ser solidarios con las personas desamparadas que sufren.

    Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por corroborar mi escrito. Un fuerte abrazo, amigo Vicente.

    ResponderEliminar
  3. O MEU GERAL

    Ainda me lembro de tudo aquilo que ficou
    no berço do sertão no centro do interior.
    Num pedaço do chāo onde Sol me iluminou nasceu a minha história e o meu mundo
    começou.
    Ai,ai,meu Geral,te presto a minha saudação.
    ai,ai,meu Geral,terra do meu coraçāo.
    (Ref.)Ao lado dos meus pais,eu vivia à sorrir
    carinho e tudo mais,era fácil pra seguir,eu via os animais que passavam
    por ali,com um canto de paz para me divertir.
    O perfume das flores espalhado pelo ar
    tanta coisa boa que ajuda viver
    dos frutos os sabores me faz acreditar
    que aquela beleza meu mundo pode renascer.Fim

    ResponderEliminar