lunes, 14 de enero de 2013

De vez en cuando conviene soñar

Te lo pide el cuerpo.

De vez en cuando conviene soñar.

Es algo que todavía no nos han quitado ni prohibido ni nada de nada.

Por si acaso voy a soñar hoy, no sea que alguien con poder se entere y no me deje.

  • Cuando me desperté ya no tenía que hacer cola en el INEM. Tenía trabajo.
  • Cuando me desperté, soñé que no tenía que soñar.
  • Cuando desperté algún conocido (el que esperaba un transplante) ya se lo habían realizado y nos fuimos a tomar una cañas para celebrarlo.
  • Cuando me desperté, ninguno de los que tenían que pleitear tuvieron que pagar ninguna tasa judicial ni nada parecido.
  • Cuando me desperté todos mis conocidos que sufrían dependencia dejaron de serlo.
  • Cuando me desperté todos los aeropuertos estaban funcionando plenamente y lo que más me sorprendió fue el de Castellón estaba completo con su estatua y todo.
  • Cuando me desperté el Gobierno de la Nación ya no distaba más Reales Decretos Leyes, sólo consensuaba Leyes con todos los grupos del Congreso de los Diputados.
  • Cuando me desperté no pude por menos que llorar de alegría. Todo funcionaba y la tasa de paro era testimonial un 1% de la gente que no quería trabajar.
  • Cuando me desperté la  nueva ley de educación había desaparecido, ni siquiera el misnistro estaba, ya no era necesario.
  • Cuando me desperté Luis de Guindos, había vuelto a su antiguo trabajo en Lemann Brothers y dejaba el ministerio de Economía que de inmediato se amortizó.
  • Cuando me desperté Hacienda ya no estaba al frente su ministro Montoro, que había encontrado acomodo en Telefónica y por lo tanto también su ministerio se amortizó.
  • Cuando me desperté oí con asombro un discurso en perfecto inglés de Mariano Rajoy dirigiéndose al mundo desde la tribuna de la ONU, en el que pedía disculpas por la política errónea llevada a cabo en su país.







Cuando me desperté iluso de mi, me di cuenta que todo había sido un sueño y comencé a llorar.

4 comentarios:

  1. gran clamor el tuyo amigo javier que sepas que a mi tambien me gustaria que todo esto fuera una pesadilla gracias por tu clamor

    ResponderEliminar
  2. Gracias Adrián.Pena de que no sea verdad, sólo un sueño.

    ResponderEliminar