lunes, 5 de agosto de 2013

La Transición no transitada


Nos remontamos a la designación del rey Juan Carlos, como sucesor de Franco. Es el arranque de lo que después sería  La Transición.

Durante la etapa constituyente después de la muerte de Franco, los llamados "padres de la constitución" (curioso que no hubo ninguna madre), diseñaron no sin grandes parones y espantadas de algunos de los integrantes, una Constitución, según se dijo en su momento, moderna y muy avanzada para la época.

Nos lo vendieron muy bien con argucia para que creyéramos que después de  40 años, teníamos al fin lo que nos merecíamos. Pero la 'variable' tiempo nos hace ver que no fue así. Las lagunas que se nos presentan en la actualidad son palpables y ya no se puede decir que esta Constitución, que vio la luz en 1978  en muchos aspectos ha quedado desfasada y en algunos de sus artículos, obsoleta.

Entonces, cuando la elaboraron, para contentar a todos he de decir, por supuesto según mi punto de vista,  se 'comieron' algo fundamental, como por ejemplo no poder refrendar los ciudadanos algunas decisiones que en sede parlamentaria toman e ignorándonos totalmente, puesto que dichas  decisiones nos atañen a todos los que componemos el pueblo soberano.

Otro punto que creo indispensable para que una constitución vaya por delante de la maquinaria de los partidos políticos, es precisamente, desde la ciudadanía, poder controlar al ejecutivo de turno, para que cuando se desvíe claramente de los puntos de su programa, por el cual se votó, los cumpla, y
si no lo hace se le pueda destituir. Es lo que yo llamo el contrato político con el ciudadano.

Todo ello implica necesariamente instaurar (entre otras cosas) una nueva ley electoral, con listas abiertas y puedan los pequeños partidos llegar a tener representación parlamentaria, ya que actualmente el sistema D'Hont, es bastante injusto.

Y ya puestos a poner al día la constitución deberíamos  ser valientes y afrontar de una vez por todas el por qué no puede instaurarse  otro sistema para nuestra convivencia democrática.

Lo digo principalmente porque la actual Monarquía parlamentaria con su Jefe de Estado nombrado por Franco, nunca hemos visto ni oído que renegara de los principios que juró en su momento.

¿Sería mucho pedir un referéndum limpio, transparente preguntando qué sistema de democracia queremos?

Tenemos que ser lo suficientemente inteligentes como para darnos cuenta que otro sistema puede y debe ser dado a este pueblo que bien se lo merece.

Hagamos por fin la transición no transitada.



2 comentarios:

  1. Más claro imposible, Javier,muy buen posteo. Nos engañaron como a ingenuos bebés demócratas. Nos tragamos todas las mentiras del modelo 'que todo cambie para que todo siga igual'. Y así fue, nos encasquetaron a un rey que 'no consiente que en su presencia se hable mal de Franco', un genocida asesino al que ningún demócrata puede dedicar sino denuestos, lo que pone en evidencia el espíritu democrático del actual Jefe del Estado, colocado a dedo por el dictador.

    La Constitución del 78 no es que no sirva en el presente, que no, es que no servía tampoco en el 78, pero caímos como bobos con las falacias que nos contaron esos 'padres de la patria', servidores del régimen fascista unos, y cobardes reformistas los otros. Entre todos hicieron posible lo que en el presente sufrimos.

    Y ahora, como entonces, la única solución posible para implantar una democracia de verdad, es la ruptura con todo lo que nos mantiene atados al régimen fascista impuesto por el asesino monórquido y sádico del general Franco, de repulsiva memoria.

    ResponderEliminar
  2. Hola amigo Javier:
    He visto tu escrito y tengo la necesidad de decirte algunas palabras. Hablas de la "Transición no transitada", no puede estar más acertado el Título del presente escrito.
    A la muerte de Franco, como tú bien sabes. le dejó al entonces Príncipe Juan Carlos un "legado", con un guión que, al ser nombrado Rey de España tuvo que seguir casi al pie de la letra. Hay que recordar que eran momentos muy difíciles.
    Se elaboró una Constitución con el consenso de todas las fuerzas políticas( de ahí salió los padres y no madres de la Constitución, porque en la época el papel de la mujer estaba relegado a las tareas domésticas)
    ¿Se puede decir que, en su tiempo fue una Constitución avanzada?. Para la época dónde el pueblo en general tenía una gran carencia de cultura democrática, ¡si, lo era!. Hoy,¡¡ con el paso del tiempo, es evidente que no!!.
    Está claro que cuando se elaboró la Constitución, se pensó más en la gobernabilidad del pueblo. que en el mismo pueblo.¡¡Eran tiempos muy complicados para gobernar a un país totalmente "franquista" y hacer el cambio de régimen,( recordemos las intentonas de golpe de Estado, el ejército impregnado del más rancio franquísmo, no toleraba que hubieran partidos comunistas, ni ciertas libertades
    ¡¡Sí, tienes razón, no se tuvo en cuenta al pueblo para que pudiera controlar al poder político!!. Hoy es una de las causas de malestar con los políticos que tenemos. Con todo lo que está pasando en los casos de corrupción, aún se ríen de nosotros, como pasó en la comparecencia de Rajoy ante la Cámara en el senado.
    Rajoy llevaba un guión escrito y no se salió un ápice, sólo buscaba la confrontación con el líder de la oposición. Tuvo la desfachatez de no contestar a ningún portavoz, todos se quedaron sin respuesta.
    Cuando dices que se tendría de elabora una nueva ley electoral, estoy totalmente de acuerdo contigo. tenemos una ley que es injusta sobretodo para los pequeños partidos. A los dos grandes partidos nunca se les ha ocurrido ¡claro, les conviene!.
    ¿Se pondría cambiar la Constitución e instaurar un régimen más democrático? por supuesto que sí, pero para eso tiene que haber voluntad política de los 2/3 de la Cámara. ¡¡Lo veo bastante complicado, aunque me gustaría tener un régimen, donde se terminaran todos los conflictos territoriales que tenemos, ( una ejemplo como los "länders" en Alemania).
    Sería interesante cuando mencionas, que amparados por la nueva reforma de la Constitución, el pueblo que, en definitiva es el soberano, pudiera pronunciarse por medio de un referéndum, que clase de régimen queremos.
    Estando la monarquía lo veo difícil. Lo que tú dices: "el Rey tendría que renunciar a sus principios"
    ¿Se puede cambiar el sistema? ¡¡ sin duda, habrá varias fórmulas de convivencia!!
    ¡¡Y lo más grande sería, terminar de hacer la Transición!!
    No puedo estar más de acuerdo con todo tu escrito.
    Felices vacaciones. Un saludo de un amigo. Vicente Mira

    ResponderEliminar