sábado, 21 de febrero de 2015

Destino


¿A dónde vamos? ¿Dónde está el cambio? José Luis Sampedro decía que estábamos en el cambio, pero que al estar en él, no nos dábamos cuenta.

Ahora bien, ¿cuál es ese cambio? No tengo ni idea. Bueno, algo de idea sí tengo. Intuyo, y por tanto creo que -esa es mi impresión- ,  es un cambio, en todos los sentidos. Hace poco escribía en este blog sobre los puntos cardinales de la política.

Empecemos, que luego me voy por los cerros de Úbeda (os dejo aquí una página interesante), que ya se sabe vamos a parar a una villa llena de historia y muy bella.

La 'ventaja' de tener ya algunos años, es poder mirar por el espejo retrovisor y recordar momentos de nuestras vidas, que ahora nos pueden parecer que acontecieron hace montones de años. Pero no es así, cuando decimos ¿te acuerdas cuando estuvimos con fulano o mengano en tal sitio?

Entonces empieza la memoria a situarse en qué año sucedió, y suele ser muy curioso; unos dirán una fecha y otras personas  otra. Suele ocurrir que casi siempre existen diferencias a veces con una horquilla bastante holgada.

Lo que ocurre es que no nos damos cuenta de la relatividad de los hechos y sus fechas. Casi siempre ocurre que nos parecía más lejos de lo que realmente es. Ahora toca cambio.

Supongo que ya os habréis dado cuenta que me he desviado de mis primeras preguntas: ¿A dónde vamos? ¿Dónde está el cambio?

Yo quiero un cambio para que la honestidad impere, en todos los sentidos.

Casi todo depende, de eso que todavía no he entendido muy bien, que no es otra cosa que el destino.

6 comentarios:

  1. El destino.... Hacia alli hay que ir, no llegar, jajajaja
    Un beso enorme
    TQ

    ResponderEliminar
  2. Pues, la vida es un continuo cambio permanente, aunque no nos lo parezca. Yo creo que los cambios sociales se dan por necesidad, surgen cuando se han agotado las fórmulas de la buena convivencia. Y nunca ocurren estos cambios a gusto y conformidad de todos, no al menos, mientras esas fórmulas que se aplican, no sean más igualitarias y humanas. Aún queda... Así que, ¿hacia donde vamos?... Por un camino donde hay muchas piedras que sortear...
    Ay, te pusiste a filosofar sobre la vida, y ya ves, te sigo...
    Salud!

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Clarisa por tu comentario, que hace tiempo echaba de menos. Creo que estamos en un cambio, pero no sé como será, pero espero y confía que al final el cambio será para el bien de la humanidad...
    Salud!

    ResponderEliminar
  4. Amigo Javier, dices que vamos hacia el "destino". El destino para mí, es esperanzador, no podemos ir más hacia tras, ya hemos ido bastante con este gobierno, por eso tengo la certeza de ir a mejor, hacia una sociedad más justa, más igualitaria, donde no existan individuos que generen el mal. Sueño muy a menudo con ese cambio tan esperado que todos sabemos que se está generando, ya lo decía muy bien el amigo J. L. Sampedro. ¡¡Confiemos en él!!.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Vicente, confiemos en el cambio, sea el que sea será mucho mejor que esto que hemos padecido
    Un abrazo

    ResponderEliminar