miércoles, 18 de noviembre de 2015

Hombre o mujer de Estado

Naturalmente puede ser hombre o mujer de Estado.

Tiene que ser una persona sensata y con mucho sentido común, amén de estar muy preparada para poder llevar a buen término los destinos de un país.

Tiene que saber escuchar a los demás y provocar continuamente diálogo con el que piensa distinto y naturalmente escuchando a todos los sectores del país.

También debe ser una persona ecuánime con mucha comprensión hacia los problemas planteados para llevar a buen puerto lo mejor para el bien general de un pueblo.

No tengo más remedio que recordar aquí a una persona a que ha demostrado ser un gran hombre de Estado. Me refiero a José Mújica expresidente de la República de Uruguay.

No puedo por menos de dejar algunas frases que me parecen de una lucidez y coherencia a resaltar de un verdadero hombre de Estado. Aquí dejo algunas:

"No soy pobre, soy sobrio, liviano de equipaje, vivir con lo justo para que las cosas no me roben la libertad".


"No es bonito legalizar la marihuana, pero peor es regalar gente al narco. La única adicción saludable es la del amor".

"El matrimonio gay es más viejo que el mundo. Tuvimos a Julio César, Alejandro el Grande. Dicen que es moderno y es más antiguo que todos nosotros. Es una realidad objetiva. Existe. No legalizarlo sería torturar a las personas inútilmente".

"Somos medio atorrantes, no nos gusta tanto trabajar. (...) Nadie se muere por exceso de trabajo, pero no es un país corrupto, somos un país decente".

"¿Qué es lo que le llama la atención al mundo? ¿Qué vivo con poca cosa, una casa simple, que ando en un autito viejo, esas son las novedades? Entonces este mundo está loco porque le sorprende lo normal".


Esta persona supo llevar a su país por el mejor camino. Es lógico que gobernar un país, requiere como he escrito más arriba escuchar, dialogar, a los que te han elegido y a los que no, a todos. 

Todos tienen cosas que decir y el hombre de Estado tiene que saber que hay que bajar a la calle  y mezclarse con el pueblo para que te cuente que es lo que quiere y lo que no quiere.

También hay que ser honrado, a la gente que te puso en el cargo no les puedes mentir y menos aún aprovecharse del poder para enriquecerse.

Podría seguir escribiendo largo y tendido de lo que fue esta persona cuando gobernaba. para mi este hombre se parece mucho al presidente que muchos hubiéramos querido tener.

Tenemos que buscar una mujer o un hombre que sea un gran estadista, un verdadero hombre o mujer de Estado.


2 comentarios:

  1. Es y debe ser una persona honesta y honrada José Múgica, por desgracia no cunde el ejemplo; sería un honor para todos nosotros y para España en general que, del resultado del 20 D, saliese un lider como el expresidente de la República de Uruguay.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente, eso sería lo mejor que nos podría pasar...pero, amigo Vicente, está en nuestras manos que estos no salgan.
    Un abrazo-

    ResponderEliminar