jueves, 29 de mayo de 2014

Todo depende

Es la frase más oída después de estas elecciones europeas, por lo menos eso me ha ocurrido a mi.

¿Y ahora qué pasa? Me dicen también y yo les respondo que qué pasa de qué, hago como si no supiera de lo que me están queriendo insinuar o decir.

Conviene repasar las elecciones europeas con sosiego y tranquilidad. Todo depende de lo que se quiera analizar y lo que se quiera oír.

Si queremos saber qué es lo que ha ocurrido en toda Europa, entonces está medianamente claro que ha subido mucho los que piensan que Europa es sólo para blancos y para los que piensan como la extrema derecha.

No quiero recordar odiseas terribles en este tablero de Europa, pues todavía me rechinan los dientes sólo pensar lo que nos deparó (aún no había nacido, pero las crónicas y la historia están ahí).

Tremendo. Ahora viendo los gráficos del total de Europa de esta pasadas elecciones se me ponen los pelos como escarpias.

Todo depende, pues si miramos con tranquilidad los gráficos de las elecciones europeas en España, entonces, en principio, creo que existe un rayo de luz para el comienzo de un cambio, al menos en España,  pero un cambio de abajo a arriba, no como siempre ha sucedido desde que tenemos democracia, que los cambios siempre se han producido con sentido contrario, bien dirigidos por las cúpulas de los dos grandes partidos que han manejado en definitiva nuestras vidas.

Todo depende de lo que se quiera agradar a los oídos y escritos que podamos hacer con nuestras reflexiones o comentarios.

¿Quién es ése de la coleta? Oído en una reunión. Si, se referían a Pablo Iglesias, ese joven que en cuatro meses ha revolucionado a muchos ciudadanos.

Todo depende de cómo va a gestionar ese éxito de su formación que se denomina "Podemos".

Todo depende, esperemos que no se contamine de los grandes partidos, pues algunos de su misma o parecida ideología querrán arrimarse y 'tocar' más masa de ciudadanos.

Todo depende.

6 comentarios:

  1. Tienes, como siempre, razón, Javier. Depende de que los ciudadanos no renunciemos al sueño de cambiar las cosas desde abajo, desde nuestro criterio, con gente dispuesta a escuchar nuestras necesidades, no las de los bancos, ni la oligarquía, ni los llamados poderes fácticos que antes eran los espadones y al iglesia y ahora, que los espadones parece que ya no cuentan -la iglesia sí, sigue mandando y robando- los poderes fácticos son las empresas del IBEX, el dinero y la carcundia la que dispone de nuestros destinos. Hay que tener ilusión, sí, y pensar que podemos.

    ResponderEliminar
  2. No puede ser de otra forma, el sentido común tiene que prevalecer!!!!!!

    ResponderEliminar
  3. Amigo Javier, lo dices bien - "depende"- . Sí, depende de numerosos factores para que esta nueva formación política, dé los frutos deseados. Depende de unos medios que no tienen que ser necesariamente hostiles, depende de saber adaptarse a los nuevos tiempos y no volver a las viejas reglas de lucha o conquista digamos (como ya algunos van pregonando los métodos de lucha" bolivarianos"), me limito a repetir lo que se ha dicho en varios medios. Por lo tanto, a mi modo de entender esta necesaria lucha que apremia para avanzar la izquierda, tiene que ser en consonancia con los intereses democráticos de los ciudadanos.
    Amigo Javier, sigo estando inmensamente satisfecho por el resultado de estas elecciones; aunque me hubiese gustado una gran participación, pero no obstante, el resultado refleja bastante el sentir del pueblo. El pueblo ha hablado, el pueblo sabe muy bien lo que quiere y, yo personalmente estoy con el pueblo. Deseo de todo corazón, que las aguas vuelvan a su cauce natural y la izquierda vuelva a encontrar su "identidad" que es ni más ni menos que, recuperar lo perdido con el PP, sobretodo en políticas sociales del Estado del bienestar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Amigo Vicente.
    Lo que está claro a mi entender es que 'depende' que esto salga adelante, pero tenemos que quererlo tod@s.
    Seguiré escribiendo sobre este tema.
    Muchas gracias por tu comentario y ánimos, que siempre son de agradecer.
    Un abrazo amigo mío

    ResponderEliminar
  5. Siempre hay un punto en que la necesidad converge con la oportunidad. Y este es el momento de la llegada de alguien, que después de aquel #15M, muestra una capacidad de liderazgo que una parte del pueblo acepta. Sin duda, estamos ya en la Segunda Transición y con las ideas claras: las personas no quieren que las sigan estafando. Y esta crisis, ya sin el paraguas del Estado del Bienestar, nos ha obligado a hacernos cargo de la situación. A mayor conciencia, mayor politización.
    Saludos, Javier.

    ResponderEliminar
  6. Parece que por fin el pueblo empieza a despertar, esperemos que sepa gestionar esta ilusión que parece lleva en el programa PODEMOS.
    Ya era hora de empezar un nuevo camino.
    Gracias Pilar por tu comentario. No me siento sólo.

    ResponderEliminar