miércoles, 2 de marzo de 2016

Blanquear con lingotes de oro



Siempre he creído que blanquear era, fundamentalmente, para poner la ropa de color blanco, más blanca, es decir aclarar el color blanco que normal se había tornado (por su uso y lavados sucesivos) un tono grisáceo.

Así recuerdo un montón de anuncios en los que se invitaba a comprar y usar una marca de jabón para dejar la ropa como los "los chorros del oro".

Por cierto, ahondando en esta expresión, no comprendo muy bien qué quiere decir, puesto que el oro es de color amarillo, aunque exista el llamado oro blanco, que eso es otro tema que da para otra reflexión.

Resulta, que la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, valenciano, se  está investigando si la  trama del 3% vinculada (presuntamente) al Partido Popular valenciano, se puso a blanquear el dinero negro utilizando para tal fin lingotes de oro.

Desde luego, nuestras sucesivas generaciones, habrán tenido la oportunidad de tener mucha información, estudiando las formas para saber cómo han delinquido determinadas personas, empresas, asociaciones, organizaciones, instituciones públicas y privadas. En fin, una gran muestra de las maneras de poder robar a las arcas del Estado en general.

En el corto período -desde 2008 al 2012-, una empresa, que ahora investiga la UCO, pasó de facturar en 2008, 11 millones de euros a 1.000 millones en 2012.

La empresa es 'Oro Direct' y al parecer blanqueaba dinero negro 'lavándolo' con lingotes de oro.

Este empresa, según las investigaciones en marcha, la empresa estaba al frente el búlgaro Milosvav Schopooff. Esta persona, se la relaciona con el expresidente de la Diputación de Valencia Alfonso Rus.

Por supuesto, cualquier implicado (supuestamente) siempre niega su posible imputación, como es el caso de Rus, que dice que es un 'montaje' para culparle de algo que nunca ha hecho.

Al Juzgado número 18 de Valencia le queda trabajo por realizar.

Habrá que ir pensando que los lavados se pueden blanquear con lingotes de oro.

2 comentarios:

  1. Amigo Javier, a estas alturas, saturado de tanta corrupción, no me queda en mi interior un poco de sosiego para ver con claridad, como va a quedar este país con tantos chorizos y sinvergüenzas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Veremos por donde sale el sol...jejeje
    Un abrazo amigo Vicente.

    ResponderEliminar