lunes, 21 de marzo de 2016

Normal




Cada vez tengo menos memoria. Normal. Los años no pasan en balde, me susurran.

Es normal que después de tantos años con las dos fuerzas que tuvimos que soportar durante mucho tiempo, y recordando  esa forma de imperar el miedo con dos bloques: el 'bueno' y el 'malo'.

Nos han tenido en un vilo continuo con la bomba atómica, aquel suceso espantoso que protagonizó EEUU, para zanjar quién era el que mandaba en el mundo. Normal.

Ahora no se si hemos vuelto a los dos bloques. Dicen que no. Normal. Creo que ahora prima la globalidad del mundo. Tenemos un conducto formidable que se llama internet.

Hoy día, es posible saber qué es lo que está sucediendo en este momento a muchos kilómetros de nuestra ubicación.

Antes daba tiempo a sopesar qué es lo que había pasado en un bloque (el malo o el bueno), pero no nos enterábamos hasta pasado un lapso de tiempo, y así era posible calibrar con más tranquilidad lo que podía pasar o había pasado. Normal.

Ahora, no ocurre así, ahora los acontecimientos se solapan unos con otros con tal velocidad que muchas veces no podemos asimilar lo que está pasando y menos ver las consecuencias de los hechos. No podemos procesar adecuadamente tanta cantidad de información. Normal.

Por ejemplo, cuando accedemos a los medios de comunicación y vemos las encuestas de cualquier tipo que nos brindan, ya no tenemos dos bloques, no tenemos ni Norte, ni Sur, ni Este ni Oeste, ya todo es un solo bloque, o a lo sumo bloques superpuestos. Normal.

Ya no existen bloques, ya no tenemos mundos bipolares. Normal.

2 comentarios:

  1. Amigo Javier, no sé si te he entendido el mensaje; en cada época que hemos vivido en nuestra vida, era normal lo que acontecía, ¿por qué?, por la sencilla razón de que todo era producto del dominio de los poderosos. Claro, era "normal" que prevaleciera siempre la voluntad de aquellos que tenían todos los resortes del poder, claro, pasó en las dos primeras guerras mundiales, ¿quienes sufrieron las consecuencias?: los pobres que fueron obligados a luchar,"normal", eran los más débiles; lo mismo o peor pasó a nuestros padres que, también fueron obligados a luchar sin saber por qué y en que bando tenias que pertenecer, según allá donde te encontraras: o eras 'rojo' o eras del bando de los 'fascistas' 'nacional'.

    Después vino la democracia, democracia impuesta por los mismos de siempre: los poderosos que, es el elemento común de cualquier época vivida. "NORMAL".

    Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Amigo Vicente, me has entendido perfectamente. Suelo desplegar cierta ironía, para no tener que enfadarme más de lo que me enfado.
    Un abrazo

    ResponderEliminar