viernes, 20 de mayo de 2016

Ida y vuelta



No cabe la menor duda que siempre tenemos un billete de ida y vuelta. Incluso me atrevo a decir que volvemos y a veces no llegamos a la ida.

La vida nos ofrece caminos, tanto de ida como de vuelta. El problema es que pocas veces sabemos si elegir la ida para volver a donde nos hizo la vida feliz.

Somos absurdos en nuestras elecciones. Si, lo sabemos, pero no queremos sentir que, a veces las vueltas son vueltas con zarpazos increíbles no sabíamos lo que nos iba a deparar, esa vida con vuelta.

No somos magos, no podemos tener o poseer la varita mágica que nos lleve de nuevo a esos momentos felices que tuvimos en una ida.

A la vuelta, nos podemos encontrar con otras sensaciones que nunca pensamos podían ocurrir.

Es lo que tiene la ida y la vuelta, nunca, o casi nunca es lo que esperábamos, siempre nos sorprende lo que nos encontramos a la vuelta.

Estoy deseando tener una espléndida experiencia de ida y vuelta.

2 comentarios:

  1. Tienes toda la razón del mundo amigo Javier, nunca podemos saber a ciencia cierta si será un acierto o al contrario: les puede salir el tiro por la culata y, tener derecha para rato. Era un riesgo que, sabian muy bien PODEMOS-PPopular tenian que asumir, aunque creo que no, todo el mundo, osea, la mayoría hubiese preferido de no ir a una segunda vuelta. Puede ser, que algunos se arrepientan de tal hazaña; pero hay un ciudadano llamado Rajoy que, lo tenía y sigue teniendo clarísimo.

    Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Amigo Vicente, estoy harto, aburrido y hasta los mismisimos, de toda esta panda corrupta que no saben ni siquiera cumplir con el déficit.
    Una mierda.
    Un abrazo

    ResponderEliminar