martes, 5 de noviembre de 2013

Los nuevos ricos

En un momento de nuestra historia más reciente, los más oprimidos se rebelaron y encabezaron una revolución que cambió el mundo; en cierta medida, pero no tanto como nos quieren  hacer ver los historiadores.

Realmente las grandes capas aristocráticas siguieron instaladas, algunos se disfrazaron de demócratas, pero ellos sabían que seguían teniendo la tierra, el poder, el dinero en definitiva, todo lo que nunca dejaron de adorar.

Así se forjó una nueva capa de la sociedad: los nuevos ricos. Esa casta que en realidad no surgió espontáneamente, estaba incrustada en esa aristocracia, que ofrecía la libertad a sus 'esclavos', para así seguir su explotación con otras formas, si me apuran, más descarnadas y viles que pudieran ser en otras épocas.

Surge el gran capitalismo de la usura, creando el 'dinero bancario', que no es otro que el dinero (esta vez virtual) apuntando en unos libros o papeles justificativos; con una reglas malévolas para crear dinero de la nada, de un apunte totalmente ficticio.

Tu me depositas 100 unidades en mi banco y yo doy un crédito sobre esos 100, los cuales anoto en otra cuenta de nuevo, y como normalmente no se va a retirar el dinero depositado, dejo una parte y la otra la presto (me pagas un interés) y tienes disponible ese dinero.

Yo sólo tengo que tener lo que se llama 'encaje' que es una parte solamente de esos originarios 100. Así, como una espiral en lo infinito se va creando dinero, que esta basado en la no retirada masiva de todas las cuentas abiertas. Listos financieros que son.

Así se creó la gran bola de la Deuda, entre los propios bancos. Ya sabemos lo que pasó, debido a ciertas barbaridades que han cometido esos mismos banqueros, como siempre sucede, hemos tenido que rescatar a esos bancos que hicieron operaciones muy arriesgadas y sin tener dinero. Les hemos rescatado con nuestros dineros, para que no sucumbieran en la Deuda que nosotros los ciudadanos, nunca hemos creado.

El negocio sigue siendo para los mismos, los creadores de la Deuda, siguen siendo los mismos:  los nuevos ricos.

2 comentarios:

  1. Amigo Jamier,estoy de acuerdo en todo lo que has escrito.
    Siempre lo he dicho, la banca es el negocio más claro que existe: depositas el dinero, te conceden un préstamo y el dinero no se ha movido para nada, continua en el banco dispuesto para conceder otros préstamos, y volvemos a empezar: el dinero ni se ha movido de la banca. continua para conceder otros y otrros préstamos.
    Al final pasa lo que tú muy bien has dicho: han concedido préstamos y préstamos con dinero ficticio; y como son unos privilegiados el papá estado les ha tenido que salvar con el dinero de todos nosotros. ¡¡ eso si que es de ser listos!!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Asco tengo de toda esta gentuza, ya no es odio, es asco.
    Gracias amigo Vicente.

    ResponderEliminar