domingo, 24 de noviembre de 2013

Tremendo balance

Al cabo de dos años de esta legislatura en la que el Ejecutivo con su mayoría absoluta está gobernando a todos los españoles, no me queda más remedio que hacer un balance, aunque sea en el ecuador de su mandato.

Mariano Rajoy, nada más llegar a la Moncloa puso en marcha a base de Reales Decretos Leyes la trituradora del Estado de Bienestar.

El presidente del Gobierno de España, en lo que lleva de legislatura ha hecho todo lo contrario que decía en su programa electoral.

No me queda otra solución que decir que Mariano Rajoy asaltó la Moncloa con todas las papeletas de los votos que consiguió, pero también nos ha asaltado a todos los ciudadanos y nos ha quitado todo lo que se había conquistado durante años de lucha.

No solamente ha mentido descaradamente a sus electores, Mariano Rajoy ha mentido a todos los españoles, pues hay que recordar que es el Presidente de todos los españoles, de todos, queramos o no. Y esa premisa me hace decir que además de mentir, está cometiendo un verdadero genocidio, pues muchísimos ciudadanos han perdido lo poco que tenían. Ya no existe Sanidad  Pública, tampoco Educación Pública, no existe ayuda a los discapacitados y sus familias; estamos con tres (3) millones de personas con "pobreza severa" y eso es un verdadero genocidio.

Se que muchas personas me dirán que es muy fuerte lo que escribo, pues les pido que se paren un momento y piensen en  lo que está ocurriendo y verán que más fuerte son las consecuencias de sus políticas aplicadas.

¿No es verdad que además de estar mintiendo, no tiene vergüenza? Está ocurriendo algo insólito en esta especie de democracia; está sucediendo algo terrible: ha engañado a mucha gente, cuando con mentiras pidió el voto a esas mismas personas que se lo otorgaron y que ahora están sufriendo son sus genocidias políticas.

Ahora después de dos años, podemos preguntar: ¿cual es el balance de gestión del Gobierno de Mariano Rajoy?

Lo peor de toda su gestión ha sido sin duda hacer lo que en su programa negaba que iba a hacer.

Tremendo balance.

8 comentarios:

  1. Espero que los más indignados sean quienes les votaron. Lo que me cuesta aceptar es cómo la "mentira" y el "ocultamiento" se ha hecho un lugar "tan evidente" en la vida pública.
    Me siento doblemente afectada, por un lado como persona, pero esencialmente como ciudadana.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. A mi me pasa lo mismo, pero realmente lo que me duele es que me siento insultado por esta gentuza, como ciudadano que soy.
    Gracias Pilar, por tu comentario

    ResponderEliminar
  3. Es fuerte pero mas fuerte resulta que algunos parecen ciegos, sordos y mudos mientras ven morir a sus semejantes impunemente.

    Lo peor de la gente mala sigue siendo el silencio de la gente buena.
    Que no es tu caso.
    Pero solo nos queda luchar para evitarlo, no una lucha con armas sino estrategica, solidaria, unida, una lucha social.

    Te quiero

    ResponderEliminar
  4. Seguiremos en la lucha, al menos si sigo teniendo fuerzas y mente para realizarla.
    Gracias Frana, ya sabéis que os quiero.

    ResponderEliminar
  5. Hace tiempo que estamos atravesando un cvalvario impuesto por esta "casta" dominante y sin escrúpulos para machacarnos cada día más y más. Cierto lo que dice Frana es su comemtario muy acertadamente con este sabio consejo: -"lo peor que nos puede pasar, es que los hombres buenos no hagan nada"-, efectivamente, es lo que está pasqando, los hombres buenos están como dormidos dentro de esta terrible crisis. están presos de las promesas y mentiras que este gobierno ha sabido hacernos tragar; El pueblo lo va a pagar caro el excesao de confianza en esta gentuza; según los sondeos se rrepetiría la victoria del PP, en caso de haber elecciones en estos momentos, ¡¡ El pueblo lo quiere así, amigo Javier, no somos nadie para ir en contra de la voluntad de un pueblo!!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Me entran escalofríos pensar que seguirán y seguirán como el anuncio de las pilas...qué horror. Sepultan a un pueblo sólo por el placer de seguir en el poder acaparando ¿para qué? ¿se lo van a llevar al otro mundo?
    Sinvergüenzas, mentirosos, ineptos, vamos que lo tienen todo para arrasarnos.
    Pero yo no me callaré. Sólo lo haré cuando ya no esté en este mundo...
    Un abrazo amigo Vicente

    ResponderEliminar
  7. Cierto Javier, es un balance tremendo, que, de haber Justicia, y no 'Pesticia' como acertadamente dices, acabaría juzgado por genocidio o por negación del deber de socorro, al obligar a jubilados con pensiones de miseria a que paguen las medicinas, al negarle a los inmigrantes la atención sanitaria -que sepamos se han producido dos muertos por esa causa- y la negación de auxilio a dependientes y parados.

    Tienes razón, es un genocida, y un corrupto, y un fascista. Y no, no te calles, no nos callemos, tenemos la obligación de gritarlo cada día para que se sepa -estoy oyendo en la Sexta que la corrupta Ana Mato, le ha dado un contrato al corrupto de Lamela, el consejero madrileño que se montó un negocio sanitario después de calumniar al doctor Montes- son, además de genocidas y fascistas unos corruptos, no nos podemos callar, no.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. No nos podemos callar, tienes razón, al menos que unos cuantos chillemos y digamos lo que sentimos y sienten nuestros congéneres. No no me callaré mientras viva.
    Un abrazo especial Luisa.

    ResponderEliminar