jueves, 8 de enero de 2015

No quiero más

Los niños, en general son muy sabios; cuando dicen que no quieren más es que lo tienen muy claro, no quieren más de lo que sea, de comida, de estudios, de hacer deberes, de..., pues es posible que de ver televisión, si quieren más.

No olvidemos que ser niños es algo que nunca podrán seguir siendo, pues cuando ya no son niños tienen que tomar decisiones en las que los mayores ya no les pasan ni una, si acaso algún abuelo con el corazón más blando que un tintineante flan...

No quiero más de este desgobierno actual. Con cuatro años creo que se han pasado de la raya de lo posible, de lo admisible en España.

Llegaron y se pusieron a las órdenes de Merkel y en poco más de tres años nos han hecho retroceder a los años 50. Las ciencias adelantan que es una barbaridad, pero en este caso hemos retrocedido a los años difíciles en que un dictador gobernaba los destinos de una España aislada. 

Eramos diferentes, si, pero muy pobres. Teníamos mucha alegría a falta de muchas cosas, como una democracia efectiva, como nuestros boyantes países que nos miraban y nos trataban con una indiferencia insultante.

No quiero más de lo mismo. Los Presupuestos Generales para este año 2015, nos hacen más míseros y nos hacen más desiguales, más desprotegidos en nuestras mínimas ya libertades públicas y en los derechos laborables y sociales, totalmente diezmados.

Pero yo tampoco quiero propaganda electoral totalmente falsa sea de quien sea, como cuando nos dijeron que iban a crear tres millones de empleos, que no iban a subir el IVA, ni tocarían a la baja los presupuestos de Sanidad y Educación.

Pero seamos conscientes que después de estos años, por ejemplo, los hogares con todos los miembros en paro rondan la cifra de 1.800.000.

La tasa de paro es casi el 24% y, ¡horror de los horrores! la tasa de paro juvenil se sitúa en más de un 52%.

¿Dónde está la recuperación tan cacareada por el Gobierno de España?

¿Cómo puede afirmar el ministro De Guindos que: "Se ha perdido el miedo a perder el puesto de trabajo", un individuo que fue directivo en España de Pricewaterhouse Coopers International Limited, que negociaba pactos para eludir impuestos en Luxemburgo entre los años 2008 y 2010 y cuando era directivo en Lehman Brothers en 2008 y la entidad quebró por el escándalo de las hipotecas suprime?

Sencillamente este ministro no tiene vergüenza, cuando afirma que se ha perdido el miedo a perder el puesto de trabajo.

Lo que tenemos que hacer es tener mucho miedo, no solo a perder el empleo, sino a no volver a encontrarlo nunca y no digamos ya personas mayores de 45 años.

Lo que tengo claro es que no quiero más de lo mismo. No quiero más.

No quiero más intolerancia y falta de libertad de expresión.

8 comentarios:

  1. Subscribo letra por letra, palabra por palabra y coma por como cuanto dices, Javier, yo tampoco quiero más. Es un hartazgo insoportable. ¡Qué largos se nos van a hacer estos meses esperando que se vayan para siempre! Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  2. Querida Luisa, unos meses muy largos efectivamente, y lo peor es que no se si se van a ir del todo.
    Un abrazo enorme

    ResponderEliminar
  3. A lo mejor nos sorprendemos en las urnas (lo digo en serio); lo digo apelando a la frase de Churchill "todo pueblo tiene el gobierno que se merece" . España es una democracia joven y con necesidad de educación por doquier. Si analizamos las redes sociales, muchos metamensajes son "autoritarios" (yo te digo, yo te recomiendo, sé como yo).
    En otro orden de cosas, también abogo por un enorme "reset", una "rotura total" que permita empezar de cero, incluso con el riesgo asociado a los errores que pueda cometer quien tome las riendas; cuando cometemos grandes errores es cuando aprendemos...y pobre de quien no los comete....porque pasa por la vida sin conocerla.
    Salu2 y buenas decisiones :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Luis por tu comentario. Esperemos que quien tome las decisiones sean las adecuadas, pues ardua tarea le espera. Pero yo siempre creo que hay que eser optimista.
      Un abrazo

      Eliminar
  4. Apoyo tus palabras con un ! En mi vida, y lo temía pero no tanto, llegué a creer estar tan asqueada !
    Un fuerte abrazo y ánimo, Javier.

    ResponderEliminar
  5. Gracias Begonia, creo que estamos no indignados, estamos asqueados que creo es peor. Pero creo en la ilusión de poder tener una nueva etapa y que las cosas se vayan arreglando.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Amigo Javier, como tú bien sabes, a veces vamos dando trompicones debido al desconcierto que solemos tener con nuestros gobernantes. Unas veces pecamos de pesimistas y otras de optimistas, aunque parece que se divisa en el horizonte político, una agradable esperanza y yo también pienso y digo: "no quiero más", no quiero más porque no lo puedo soportar que, continuemos con los mismos gobernantes que nos están robando el Estado del Bienestar y nunca entenderé como a pesar de todo, el pueblo vuelve a depositar la confianza en los mismos que nos están robando.

    Esperemos que las cosas cambien por bien del pais. El pueblo no se deje engañar como ha estado ocurriendo hasta ahora y vote en conciencia.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Que no se deje de nuevo engañar, cuando vaya a votar, es lo que pido. Por otra parte creo que este 2015, puede ser la esperanza del cambio, eso deseo por supuesto, pues esto es verdaderamente insoportable.
    Un abrazo grande amigo Vicente.

    ResponderEliminar